Guanábana: ¿Cuáles son sus beneficios para tu salud?

Mejora el sistema inmunológico
Las sustancias que contiene la guanábana hacen que tu cuerpo se mantenga en forma y te ayuda a combatir enfermedades comunes, como resfriados. Rica en vitamina C
Posee alrededor de 20 mg. por cada 100 g. de la fruta. Lo que una persona necesita de vitamina C por día son 60 mg, que se cumplen con solo consumir 300 gramos de guanábana, que es un tercio de la fruta aproximadamente Contiene excelentes propiedades antioxidantes, y ayuda a aumentar la resistencia y retrasar el proceso de envejecimiento. Tiene alto contenido en fibra

Es buena para evitar las hemorroides y aliviar el dolor
Las bebidas de jugo de guanábana también son buenas para curar las hemorroides, el dolor de cintura y ayudar a regular tu apetito. Tiene alto contenido en fibra
Además de los componentes nutricionales, la guanábana es también una fruta muy rica en componentes no nutricionales. Uno de ellos es la gran cantidad de fibra, muy buena para tu salud digestiva.Ayuda a prevenir la osteoporosis
Esta fruta contiene fósforo y calcio, por lo que resulta muy beneficiosa para la salud de tus huesos.

26969531

Las 2 ciudades más bellas del mundo

Kyoto, Japón
El tiempo parece haberse quedado congelado en Kyoto. Esta antigua capital de Japón mezcla el encanto de una ciudad clásica, en donde sus habitantes aún visten kimono, con barrios más modernos. Es de las pocas ciudades que no fue bombardeada durante la Segunda Guerra Mundial. Es un lugar increible

Dubrovnik, Croacia
Fue una de las ciudades que más sufrió con la Guerra de Los Balcanes, haciendo que fuera duramente bombardeada. A pesar de las heridas, esta ciudad europea ha sabido recuperar la antigua belleza que le caracteriza. Considerada como “La perla del Adriático” es un lugar precioso

Qué comer para combatir el cáncer

Los frutos secos
De acuerdo con un estudio reciente de Harvard, una porción de frutos secos diaria (aproximadamente un puñado) puede ayudar a prevenir las muertes a causa de enfermedades cardiacas y el cáncer. «Las personas que consumieron una porción de frutos secos cinco veces a la semana o más presentaron una reducción de un 11% en las muertes ocasionadas por el cáncer», dijo Ying Bao, epidemiólogo a cargo del estudio.

Los frijoles y las lentejas
Los frijoles y las lentejas tienen una gran cantidad de fibra, antioxidantes, fitoquímicos y folato, los cuales protegen las células del colon mientras que estimulan la función de este órgano. La soja, particularmente, contiene genisteína, un compuesto poderoso que se encuentra bajo investigación científica ya que puede utilizarse para tratar el cáncer de la próstata, del pulmón y el colorrectal.

El té y el café
Los ingredientes del té y del café pueden protegerte de una variedad de tipos de cáncer. Los antioxidantes del café son específicamente efectivos contra del cáncer endometrial. Y el té verde parece ser muy efectivo para prevenir el cáncer de la próstata. Pero asegúrate de dejarlo enfriar unos minutos antes de tomarlo: Las bebidas muy calientes pueden aumentar el riesgo de desarrollar cáncer en el esófago.

El curry
Estudios de laboratorio han encontrado que la curcumina —el ingrediente principal de la especia conocida como la cúrcuma y que le da el color amarillento y el sabor distintivo al curry— puede ayudar a proteger las células saludables y a disminuir el crecimiento de las células malignas. Existe evidencia de que la curcumina puede ayudar a prevenir el desarrollo de tumores cerebrales.

Los tomates
El contenido abundante del antioxidante licopeno en los tomates puede ayudar a combatir el cáncer, pues detiene la reproducción de células cancerosas y hasta las destruye, entre otras cosas. A pesar de que el tomate es muy nutritivo en todas sus formas, el cuerpo puede asimilar mejor el licopeno de los productos cocidos como la salsa de tomate.

El ajo y las cebollas
Los compuestos que le dan el sabor tan fuerte al ajo y a la cebolla pueden neutralizar las sustancias carcinógenas y acelerar la recuperación del ADN que se ha dañado. Al igual que muchos otros alimentos que ayudan a combatir el cáncer, el ajo tiene mayor efectividad contra el cáncer del tracto digestivo, como lo son el cáncer en el esófago y el del colon.

La leche
El calcio de los productos lácteos puede neutralizar los posibles carcinógenos, en especial aquellos que se encuentran en las carnes procesadas. No todos los estudios concuerdan en que la leche reduce el riesgo de padecer cáncer. Pero informes recientes muestran que aquellos que beben leche tienen menos probabilidades de ser obesos. También hay evidencia de que mantener un peso saludable puede prevenir el cáncer.

Los 4 alimentos que te darán un subidón de vitamina D (la necesitas contra los resfriados)

Pescado
Uno de los alimentos de origen animal que a todo el mundo le parece sano es el pescado graso, como el salmón. Aporta gran cantidad de proteína, alrededor del 18%, vitaminas, sobretodo del grupo B, A y D, y minerales, como el tan importante y a veces escaso en nuestra dieta yodo. Así pues, tomar salmón tendrá efecto no solo sobre nuestra salud cardiovascular, también sobre la ocular, el mantenimiento de nuestros huesos y el funcionamiento de la tiroides, entre otros. Al igual que los huevos, el salmón cumple con la combinación mágica ideal para adelgazar: sacia mucho, pero engorda poco.

Huevos
Los huevos, específicamente las yemas, también contienen vitamina D. Además, tienen omega 3, y vitaminas A, E y B12. También minerales como el selenio. A los beneficios evidentes para la salud se sumó el precio de los mismos, asequibles a casi todos los bolsillos, y el aporte proteico que proporcionan, lo que supone una valiosa contribución a la fortaleza muscular como fuente de energía y además promueve la sensación de saciedad.

Leche
La leche es una de las mejores maneras de obtener vitamina D varias veces durante el día, ya que es probable que no comas salmón por la mañana, al mediodía y por la noche. Además, te proporcionará una buena dosis de calcio, un mineral que no genera nuestro cuerpo, es a través de la dieta y de su movilización desde lo huesos como llega a nuestro organismo

Hongos
De entre la inabarcable variedad de hongos que existen, el micólogo Daniel Reyes, graduado de la Universidad de Texas (EE.UU.), destaca en conversación con ‘Efe’ las propiedades de uno de los más comunes, el hongo ostra (Pleutorus ostreatus), rico en vitamina C, vitamina D y antioxidantes, además de ser bueno para acelerar el metabolismo.

Qué pueden hacer las semillas de sandía por tu cuerpo, en lugar de tirarlas

En los días calurosos, un gran trozo de sandía es el refresco correcto. La fruta dulce consiste en un 90% de agua y apenas contiene calorías. La mayoría de nosotros saca las semillas de inmediato o compramos la versión sin semillas de una vez. Lo mejor de la fruta está aquí, lo que hace que las semillas sean mucho más valiosas de lo que piensas.

Muchas personas se molestan por las semillas y de inmediato las sacan.

Semillas de sandía
La carne de la sandía consiste en 90% de agua. Aunque las vitaminas y los oligoelementos se encuentran en el 10% restante, lo mejor de la fruta está en sus semillas. Estas contienen vitaminas A, B, B3 y E, así como ácidos grasos omega-6 y proteínas. También minerales como magnesio, calcio, zinc, potasio y hierro están contenidos en ellas. Como puede ver, son súper saludables.

Saludable
Además de los muchos ingredientes saludables, las semillas de sandía también tienen otros efectos en el cuerpo que promueven la buena salud. Aquí unos ejemplos, entre otros:

Laxante: tienen un efecto drenante sobre el cuerpo y pueden ayudar de manera muy efectiva con el estreñimiento.
Limpieza: limpian el cuerpo y tienen un fuerte efecto deshidratante. Como resultado, eliminan los depósitos que pueden conducir a cálculos renales. En general, mejoran la función renal y también son muy útiles para la presión arterial alta.
Revitalización: contienen licopeno, un antioxidante que desintoxica y revitaliza su cuerpo.
Hay varias formas de consumir semillas de sandía.

Descubre el coco: ¿una fruta o un fruto seco?

Con las altas temperaturas del verano lo que más nos apetece es tomar alimentos frescos y con mucha agua. Cuando hablamos de vacaciones, ¿quién no se imagina la típica estampa en la playa disfrutando de los rayos de sol y de la maravillosa agua de coco?

Como sabemos que es un imprescindible alimento de temporada, hoy te contamos más sobre este alimento. Nos centramos en las propiedades y beneficios de este fruto tropical, originario de zonas cálidas y de costa, del cual se puede obtener aceite, pulpa y agua para diferentes usos culinarios, ya sea en comida o bebida. Pero también te destapamos un mito que quizás no sabías…

El coco es un fruto seco tropical (de hecho, el más grande de todos y el más importante de la naturaleza) del que se consume su semilla. Está compuesto por una capa gruesa y fibrosa, que es el fruto, dentro de la cual se encuentra la misma y, la carne y la leche que rellenan el interior del coco, son propiamente el alimento de dicha semilla. Este se obtiene del cocotero, la palmera más cultivada a nivel mundial y es altamente beneficioso para nosotros. ¿Por qué

Es rico en ácidos poliinsaturados omega-6.
El 75% de la grasa saturada del coco es ácido láurico, lo que ayuda a reducir el colesterol malo y aumentar el bueno.
Además, aporta el 60% de magnesio de la cantidad diaria recomendada.

Uno de los mayores provechos del coco es su alto contenido en minerales. El agua de coco, por ejemplo, nos mantendrá muy bien hidratados en verano y aliviará las molestias estomacales por la fibra que posee. Pero también se puede aprovechar como cosmético, muy beneficioso para reparar la piel o el cabello aportándonos luminosidad y brillo.

Qué debes comer para depurarte y cuidar la salud de tus riñones

Aprende a identificar los alimentos esenciales que nos ayudan a depurar los riñones, los encargados de «filtrar» todo lo que comemos. Entre los excesos del verano y la mayor ingesta calórica que consumimos en otoño toca cuidarlos.

Si tenemos en cuenta que la principal función de los riñones es la eliminación de las sustancias de desecho del organismo a través de la orina, y que estos se generan principalmente de los alimentos que ingerimos a diario, imagínate lo importante que es la dieta para cuidar estos órganos.

ALIMENTOS QUE CUIDAN TUS RIÑONES
Y no solo eso, los principales enemigos de los riñones (la tensión arterial y el azúcar en sangre altas, que son las primeras causas de enfermedad renal) también tienen mucho que ver con todo lo que comemos o, como mínimo, pueden mantenerse a raya con una alimentación adecuada.

Manteniendo el colesterol a raya
Corazón y riñón están muy relacionados. Por eso, para proteger el riñón es básico controlar el colesterol, uno de los principales factores de riesgo cardiovascular.

Lo consigues reduciendo en tu dieta los alimentos ricos en grasas saturadas (carnes rojas, lácteos enteros…) y aumentando las insaturadas (pescado azul, frutos secos…). Usa aceite de oliva para cocinar, sube el colesterol bueno

4 alimentos para ganar masa muscular en casa

Espinacas

Esta verdura contiene una fuente notable de glutamina, un aminoácido importante para el desarrollo de masa muscular magra. También ayuda a aumentar la resistencia y el tono muscular.

Lácteos bajos en grasa

Una valiosa fuente de proteína de origen animal la encontrarás en la leche y sus derivados (yogures y quesos). Lo importante es que escojas sus versiones desnatadas o bajas en grasa.

Si los tomas por la noche, además de recuperar el músculo estarás favoreciendo el descanso, gracias a su contenido en triptófano, aminoácido esencial que ayuda a controlar el insomnio.
El queso cottage –muy parecido al requesón pero sin prensar– es un auténtico manjar para la musculatura porque contiene caseína, una proteína que se digiere lentamente.

Huevos

Este alimento es considerado uno de los más completos que existen. Destaca la gran cantidad de nutrientes que contiene, su biodisponibilidad (en relación con los nutrientes presentes en otros alimentos) y el equilibrio de los aminoácidos de su proteína.

La mayoría de las proteínas se encuentran en la clara, mientras que las grasas se concentran en la yema.

Pavo y pollo

Aprovechar las proteínas de las carnes blancas como el pollo, el pavo o el conejo significa que además de ganar músculo, estaremos evitando las grasas saturadas de las carnes rojas como la ternera o el cordero. Por cada 100 gramos de pechuga de pollo se obtiene 30 gramos de proteína.

Evita cocinarlo rebozado. Lo ideal es que lo preparar las pechugas a la plancha y evitar las salsas y mayonesas, a no ser que sean bajas en grasas.

26969531